[REPORTAJE] Anchord, Broadbay y Nogato en Madrid: Emociones a flor de piel

Aunque llego un poco tarde con esta crónica, tenía que buscar la inspiración para poder hablaros de la magnífica noche que pasé con estas pedazo de bandas. Para empezar, comentar que llevaba un tiempo sin ir a ningún concierto, y para volver a calentar motores, qué mejor que ver un grupo, que para mí, es de lo mejor que tenemos a nivel nacional.

 

Anchord, para los que no los conozcáis, es un cuarteto catalán de hardcore melódico y emo, que con la bien conocida discográfica BCore, editaron el año pasado su asombroso disco, As a Real Return, un trabajo imprescindible para cualquier amante de los géneros ya citados, y que quiera un producto de la tierra. De verdad, muy recomendable.

Y con las ganas que tenía de verlos en directo, me dirigí hacia la pequeña pero acogedora Trash Can, para perder el control durante unas cuantas horas. Comentar que Anchord se encontraba en su gira por España, con sus camaradas Broadbay, un trío de power pop de Reino Unido que sabe jugar fuera de casa. Pero de esto hablaremos más adelante.

El retraso debido a los gages de este oficio resultaron en un acortamiento de los sets de los grupos, pero aún con ello, fue un excitante derroche de energía.

Para comenzar la velada, el cuarteto gallego-madrileño, Nogato, arrojó un rayo de esperanza, para una nueva generación de músicos. También alzando el estandarte emo y con letras en español, encontramos puntos comunes con el movimiento noventero Midwest, pero también un acercamiento a grupos como Citizen, o Basement, del que hicieron una idónea referencia en una de sus canciones. Entre los contrastes de intensidad del post-hardcore, los riffs pegadizos y una puesta en escena cruda, quedé gratamente sorprendido, y más al saber que apenas llevaban dos conciertos. Esperamos poder hablar más de ellos por aquí, que por lo que parece ya están grabando esos temas que tienen compuestos.

Tras cerrar con una versión de DVP de los canadienses PUP, nos tocaba llegar al nudo de nuestra historia. Para ello, cambiamos de lenguaje y de país. En una vertiente mucho más melódica, Broadbay hizo acto de presencia. Con toda la sala llena de gente, los ingleses estuvieron en su salsa, ofreciendo un enfoque muy profesional de su pegadiza música. Con poco espacio entre canción y canción, dieron las gracias mil veces y hasta se atrevieron a decir algunas palabras en un perfectísimo español. El batería, un poco más dicharachero era el encargado de disipar la tensión, haciendo algunos chistes e interactuando con el público. En el apartado musical, el grupo es un homenaje a muchas de los grandes de la alternativa de los 80. A veces Weezer, otras Pavement, Nirvana o Green Day, pero siempre con un regusto “British”, que enriquece soberanamente unas letras llenas de armonías y coros, cantados por el batería. De paso decir, que su directo es un poco más punk que sus trabajos en estudio, sin que esto sea mejor o peor, pero sí lo hace más animal y crudo ¿A quién no le pasa?

Ya sí, el desenlace vino de manos de la estampida que formó Anchord cuando pisó el escenario. Absolutamente desatados y empapados en sudor, ofrecieron un espectáculo digno de ver, en el que presencié un magnífico encuentro entre la pasión y un enfoque más controlado y una descarga de hardcore melódico. Casi sin poder tomar aliento, también nos dieron las gracias a los allí presentes, y se encargaron de portar la antorcha hasta el final de la noche. Con una irreverente y juvenil actitud, nos dieron un repaso bastante completo de su último LP, incluso parándose en La Muntanya, la única composición en catalán de este y otras tantas de su debut. Y con ello, para casa con el buen gusto de haber visto un gran concierto, barato y con grupos de aquí. Aunque si tuviese que ponerle pegas a algo, diría que el sonido no ayudó mucho a Anchord en su nitidez. Algo bastante problemático, porque se perdían muchos detalles y arreglos que son muy interesantes. Nada que no se pueda arreglar.

Y con esto solo quiero decir que si os gusta alguna banda local, no dudéis en ir a sus shows, comprar su música y su merchandising, porque de verdad que os lo agradecerán. Encima viendo la calidad que se gastan, creo que se lo merecen de sobra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s