Cuando te agobies piensa en Bruce Dickinson [Especial vuelta al cole]

Bruce Dickinson en el Resurrection Fest 2016.

Queridos lectores, sabéis que para mucho de vosotros las vacaciones están tocando a su fin, o incluso terminaron ya hace semanas. Que algunos de vosotros estáis mirando ya con cara de angustia el calendario porque teméis el infame retorno al curso y a las clases, y quizá haya entre vosotros también esos curiosos especímenes que cumplida ya la mitad de agosto, no hacen otra cosa que soñar con volver a las a aulas. Así es, así transcurre la vida y no por rezarle a todopoderoso Ronnie James Dios o por escuchar en bucle Wake me up when September ends podremos evitar nuestro aciago devenir.

Pero no, no escribo esto para deprimiros, todo lo contrario más bien, sino para motivaros. Porque hoy vamos a hablar, aunque sin enrollarnos tampoco, de esta espectacular figura y ejemplo que es Bruce Dickinson.

Paul Bruce Dickinson nació en Nottinghamshire un 7 de agosto de 1958, después de graduarse en la escuela sus padres, por tradición, insistieron en que ingresara al ejército. Al joven Bruce no le convencieron los aires que allí se respiraban y lo dejó con las excusa de quería estudiar Historia para calmar a su familia, pero en cuanto llegó a la universidad empezó a juntarse y tocar con multitud de músicos de la ciudad. Tras pasar por varias formaciones terminó audicionando para el que sería uno de los grandes grupos de Heavy Metal: Iron Maiden.

Sí, hasta este punto de la historia Bruce Dickinson ya merece nuestra admiración, tanto es así que la universidad en la que estudió, la Universidad Queen Mary de Londres, le nombró en 2011 doctor en música por su amplia contribución a la industria musical.

No obstante Bruce Dickinson hizo mucho más, a veces simultáneamente a procesos de composición y grabación tanto en solitario como su banda, y es por ello por lo que hoy lo traemos como ejemplo.

Uno de los hobbies de Bruce durante los años 90 fue aprender a volar en una academia de Florida, hasta que de hecho obtuvo la licencia de vuelo. A partir de entonces fue común que el mismo Bruce pilotase el Ed Force One que transportaba a la banda y todo el material durante las giras mundiales de Iron Maiden, llamado así en honor a un álbum del grupo. En alguna entrevista ha contado de manera cómica que la banda era un poco reticente a que Bruce fuera el piloto de su avión, pero que al enterarse de que había transportado ya a mandatarios y diplomáticos de varias partes de mundo decidiera que si ellos habían sobrevivido pues la banda también podía hacerlo.

No acaba aquí su historia con la aviación, pues también so convirtió en un piloto de la compañía aeronáutica Astraeus, donde ocupó también el puesto de director de marketing. Cuando esta empresa quebró en 2011, Bruce decidió fundar su propia empresa, especializada en el mantenimiento y reparación de los modelos de aviones que Bruce estaba acostumbrado a pilotar.

Pensaréis: “sí bueno, me puedo imaginar a un heavy flipado de los aviones”. Y estaréis en lo cierto. Pero, ¿sabéis que otra cosa hizo Bruce Dickinson que también suele traer locos a los heavys?

Exactamente: cerveza. En efecto Bruce como buen inglés y heavy es un fanático de la cerveza de fermentación tradicional inglesa. Así, en 2013, se reunió con el artesano cervecero Martyn Weeks y crearon una cerveza llama Trooper. El éxito fue brutal, pues a principios del año siguiente tras escasos meses de su comercialización, se habían vendido ya más de dos millones de pintas en 40 países. Ante la aceptación Bruce declaró orgulloso que seguiría investigando para crear otras cervezas al más puro estilo inglés.

Por si todas estas hazañas no fueran suficiente, y por si acaso se nos ha quedado algún detalle por desentrañar de Bruce, este año ha publicado su autobiografía titulada What Does This Button Do? En la que transporta al lector a sus inicios, sus múltiples proyectos y sus reflexiones más chorras y profundas.

Así que ya sabéis queridas, si os entra la depresión postvacacional, si os da morriña del hogar, si os sentís saturados, recordad a nuestro amigo Bruce Dickinson, el vocalista, el piloto de avión, el director de marketing, el novelista, el doctor en música, el cervecero artesanal y un largo etcétera. Si él pudo con todo, ¡vosotros también!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s